Lunes, 29 de mayo de 2017 | Última actualización: Miércoles, 8 de febrero de 2017 12:00
Secciones
Comunidad7
Miércoles, 18 de junio de 2014
Jetcost hace un repaso de lo más sorprendente

¿Se te ha olvidado algo en el hotel? Seguro que nada como esto

Guardar en Mis Noticias.


Relojes de oro, consoladores, dentaduras... pero también a una esposa o una madre

Hace apenas unos días se informaba que la selección de Camerún, de la que forma parte Samuel Eto'o, dejó olvidados en el hotel cuando salía camino de su primer entrenamiento en Brasil 2014, a dos de sus jugadores: el defensa Cédric Djeugoue y el delantero Fabrice Olinga.

El olvido tuvo fácil solución, aunque resultó un tanto bochornoso para los responsables. Sin duda es algo complicado de explicar un descuido de este tipo, pero no es lo único que otros han dejado tras su paso por distintos hoteles.

El buscador de hoteles y vuelos Jetcost (www.jetcost.es) ha recopilado algunas de las cosas más sorprendentes que viajeros de todo el mundo pierden en los hoteles.

Hay algunas bastante evidentes, como cargadores de teléfono o cámaras de fotos, pijamas y ropa interior, libros y despertadores y hasta los amorosos ositos de peluche que ayudan a conciliar el sueño.

¡Hasta 75.000 ha contabilizado la cadena Travellodge! Pero no parece tener explicación que haya gente que olvide la dentadura postiza (incluso una realizada en oro que costaba más de 8.000 euros), fajas lumbares y ojos de cristal, o la pierna ortopédica. ¿Cómo saldría andando del hotel? También objetos de uso más íntimo, decenas de consoladores se encuentran cada semana, cajas de condones y muñecas hinchables... hinchadas.

Claro que los olvidos más dolorosos son los personales, aunque siempre fueron recuperados. Una pareja se olvidó por unas horas de un bebé de 18 meses que había dejado en la cuna de la habitación, un hombre de negocios dejó a su esposa y se dio cuenta cuando ya estaba en el aeropuerto, otro a su madre que le esperaba pacientemente, otro más a un amigo y compañero de resaca que no despertó a tiempo, o un novio, a quien sus amigos ataron a la cama en su despedida de soltero.

Peor solución tuvo una urna funeraria con cenizas, que nadie reclamó. No son humanos pero sí queridos: un perro, una serpiente, un hámster, un cachorro de gato de Bengala, una camada de caracoles vivos...

La lista de objetos perdidos es extensa. Jetcost ha encontrado, entre otras cosas, una pistola que pertenecía a un policía debajo de la almohada, un reloj Rolex de oro valorado en 60.000 euros y un anillo de compromiso que se recuperó a tiempo para la boda, las llaves de un Ferrari 458, o las de un Roll Royce, una clásica espada Yakuza de un viajero japonés que olvidó en un hotel de Estambul, una novia acelerada dejó su traje de ceremonia en el armario.

En un hotel de Washington se escondieron 10.000 dólares en diferentes puntos de una habitación. El personal de un hotel de Cardiff encontró 3.000 libras en monedas de peniques y en Barcelona se hallaron 200.000 euros en billetes de 500... falsos, eso sí.

A veces los “olvidos” no son involuntarios. Un conocido escritor contaba que en una ocasión fue a dar un pregón en una ciudad española. Sus anfitriones, agradecidos, le obsequiaron con un bonito lote de libros voluminosos del tipo “Las maravillas de... vistas desde el aire”. El pregonero no quería llevarse unos libros que no le servían para nada y tendría que pasearlos por distintos lugares antes de volver a casa, pero tampoco quería desairar a los que le habían invitado y que descubriesen los libros en su habitación.

Después de mucho cavilar, encontró un pequeño hueco en la escayola del techo de la habitación y tuvo una idea. Corrió una cómoda, puso una silla al lado, se subió con cierto esfuerzo cargado con el lote de libros, movió el plafón de escayola y... cuando iba a depositar su pesado regalo descubrió otro lote idéntico que algún ilustre invitado anterior también había pensado “olvidar”...

Sobre Jetcost:

Jetcost es un buscador de precios baratos de vuelos, hoteles y alquiler de coches. Esto quiere decir que comparamos los precios ofrecidos por las más de 250 agencias de viajes y líneas aéreas para encontrar los mejores precios para cada viaje.

Una vez has decidido en Jetcost qué viaje deseas hacer, sólo tienes que hacer clic en el precio que mejor te convenga y en ese momento serás redirigido a la página de la agencia de viajes en la cual realizarás la reserva de tu vuelo, hotel o alquiler de coches.


Acceda para comentar como usuario Acceda para comentar como usuario
¡Deje su comentario!
►s_txt_comentarios_1◄
Esta es la opinión de los lectores, no la nuestra.
Nos reservamos el derecho a eliminar los comentarios inapropiados.
La participación implica que ha leído y acepta las Normas de Participación y Política de Privacidad
© 2017 • Todos los derechos reservados
Powered by FolioePress